Interview with Recipes for Change Chef Ska Mirriam Moteane

IFAD Asset Request Portlet

Publicador de contenidos

Entrevista con Ska Mirriam Moteane, chef de Recetas para el cambio

©FIDA/Giuseppe Bizzarri

¿Qué fue lo primero que la atrajo a la profesión de chef?

Mi amor y pasión por la comida me inspiraron a convertirme en chef. Mi madre era una buena cocinera y crecí admirando su manera de cocinar y aprendiendo de ella. Entonces decidí dedicarme profesionalmente a la cocina. 

¿Qué hace que la cocina de Lesotho sea tan singular? 

Nuestra cocina se caracteriza por sus recetas sencillas con solo unos pocos ingredientes que se consiguen fácilmente. El aire fresco y el agua pura de nuestro país dan a estos ingredientes su sabor único y su valor nutricional.

Al tener mayor conciencia de los alimentos y los ingredientes, ¿cuáles son las ventajas de cocinar en casa?

La comida casera es mejor porque utilizamos ingredientes más sanos y sabemos exactamente qué compone lo que comemos. Por ejemplo, al planificar las comidas, pueden tenerse en cuenta las alergias alimentarias. Y, por supuesto, cocinar en casa también une a las familias.

Al participar en la iniciativa del FIDA Recetas para el cambio, ha podido conocer los problemas a los que se enfrentan las comunidades rurales, ¿por qué son importantes estos problemas para usted?

La reducción de la pobreza es una cuestión de gran relevancia y es muy importante para mí. Los proyectos e iniciativas destinados a dinamizar la economía local pueden contribuir a aliviar estos problemas.

¿Cuáles son, en su opinión, los problemas más apremiantes a los que se enfrentan los pequeños agricultores de Lesotho?

El cambio climático ya está afectando gravemente a los pequeños agricultores de Lesotho. Se necesita hacer más para ayudarlos a adaptarse y hacer frente a los efectos adversos del cambio climático.

¿Cuál es el próximo proyecto importante al que se dedicará?

Estoy muy feliz de ser una de las principales personas que trabajan con el seboku, un popular pasto rojo que influye en el sabor de la carne de vacuno, de oveja y de cordero de Lesotho. Acabamos de celebrar un festival de la carne cocida lentamente en Maseru (Lesotho), donde la gente pudo probar todo tipo de corte de carne preparada con seboku. Tuve la oportunidad de cocinar en los mejores hoteles y restaurantes locales. Esto nos permitió introducir el seboku en el sector de la hostelería y en el mercado minorista, y también fue beneficioso para los agricultores locales.

¿Puede darnos alguna una receta?

Nyekoe (guiso de frijoles y sorgo)

Esta receta tradicional de Lesotho es mi preferida porque es fácil de preparar y rica en nutrientes. Como ventaja adicional, el sorgo es un cultivo resistente a la sequía.

Ingredientes

  • 256 gramos (2 tazas) de frijoles
  • 256 gramos (2 tazas) de sorgo integral
  • Agua
  • Aceite de cocina
  • Sal a gusto

Preparación

  1. Enjuague varias veces los frijoles y el sorgo en agua limpia.
  2. Déjelos en remojo durante la noche para reducir el tiempo de cocción y dejarlos hidratar lentamente. El agua de remojo debe ser al menos tres veces la cantidad de los ingredientes secos.
  3. Enjuáguelos una vez más antes de añadirla a la olla.
  4. Añada suficiente agua para cubrir los frijoles y el sorgo y lleve a ebullición. Cuando hierva, baje el fuego y cocine a fuego lento durante unas dos horas, o hasta que estén blandos. Añada agua según sea necesario durante la cocción.
  5. Cuando estén blandos, añada sal y aceite de cocina y continúe cociendo a fuego lento por otros 20 minutos.

Sirva caliente. Este plato puede comerse solo o como acompañamiento de cualquier comida.

 

Entérese más sobre Recetas para el cambio