Saltar al contenido
X

El FIDA invierte EUR 77,7 millones en el Níger para fortalecer la seguridad alimentaria y nutricional y la resiliencia al cambio climático

06 julio 2020

Roma, 6 de julio de 2020 – El Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) anunció hoy un nuevo proyecto dirigido a aumentar el apoyo para unos 210 000 hogares rurales pobres en el Níger que son vulnerables a las perturbaciones climáticas y a la inseguridad alimentaria.

En el Níger, la mayoría de las personas viven en las zonas rurales, donde su subsistencia depende de la agricultura familiar y de la producción ganadera en pequeña escala. De hecho, un 85 % de la población activa se dedica a este tipo de agricultura, que representa un 43,4 % del PIB. Mejorar la producción y la productividad de la agricultura en pequeña escala, a fin de que los agricultores puedan pasar de una agricultura de subsistencia a una de tipo comercial, es fundamental para reducir la pobreza y mejorar la seguridad alimentaria y nutricional en las zonas rurales.

La pandemia de la COVID-19 y las medidas adoptadas para responder a ella han agregado nuevas dimensiones a la cuestión. Dadas las vulnerabilidades que ya existen en el país, la crisis plantea una amenaza real para los medios de vida, en particular para los agricultores en pequeña escala, y de no realizarse inversiones concretas en el sector agrícola, se prevé que sus efectos adversos se prolongarán en el tiempo.

“El Proyecto para Fortalecer la Resiliencia de las Comunidades Rurales ante la Inseguridad Alimentaria y Nutricional llega en el momento justo”, dijo Jakob Tuborgh, Director en el País para el Níger. “La pandemia de la COVID-19 ha planteado una amenaza a las ambiciosas metas del Gobierno en materia de reducción de la pobreza; este nuevo proyecto permitirá dar respuesta al grave problema de la inseguridad alimentaria y nutricional en el Níger, creará empleos para los jóvenes del medio rural y contribuirá hacia el logro de varios de los Objetivos de Desarrollo Sostenible”.

El convenio de financiación para el Proyecto para Fortalecer la Resiliencia de las Comunidades Rurales ante la Inseguridad Alimentaria y Nutricional (PRECIS) fue firmado por correspondencia por Gilbert F. Houngbo, Presidente del FIDA, y por Aïchatou Boulama Kané y Mamadou Diop, ministros de Planificación y de Finanzas, respectivamente, de la República del Níger.

El proyecto, de EUR 172,1 millones, se centrará principalmente en los jóvenes y las mujeres, sobre quienes las perturbaciones climáticas y de otros tipos tienen especial incidencia. El proyecto buscará ayudarlos a acceder a oportunidades promisorias de empleo rural, a aumentar sus ingresos y a mejorar su resiliencia. Tendrá impactos transversales en varios de los Objetivos de Desarrollo

Sostenible (ODS), entre ellos el ODS 1 (erradicación de la pobreza), el ODS 2 (erradicación del hambre), el ODS 5 (igualdad de género y empoderamiento de la mujer) y el ODS 6 (agua limpia y saneamiento).

PRECIS promoverá los cultivos alimentarios, como el maíz, el mijo, el arroz y el sorgo, y potenciará la horticultura comercial, la industria avícola y la cría de ganado menor. Para mitigar los efectos de la desertificación y el cambio climático, el proyecto también promoverá tecnologías que permitan gestionar de manera sostenible los recursos de tierra y agua. Permitirá rehabilitar y construir infraestructuras de mercado para que los productores tengan más oportunidades de vender sus productos.

La financiación del proyecto incluye un préstamo de EUR 56,7 millones y una donación de EUR 21 millones, ambos del FIDA. El Gobierno del Níger aportará EUR 26,3 millones, en tanto que los beneficiarios contribuirán con otros EUR 4,9 millones. En este momento se están ultimando los arreglos para que otros asociados en el desarrollo aporten unos EUR 63 millones adicionales en cofinanciación. El proyecto se ejecutará en las regiones de Dosso, Maradi, Tahoua y Zinder, y beneficiará a 186 municipios.

El proyecto mejorará las capacidades de los agricultores en pequeña escala y de sus organizaciones en lo referido a la producción, el almacenamiento y la elaboración de productos perecederos, y en materia de prácticas de alimentación, buena nutrición e higiene. El objetivo es que estas medidas permitan garantizar la disponibilidad de los alimentos durante la temporada de escasez.

PRECIS promoverá la enseñanza de oficios, fomentará el espíritu emprendedor entre los jóvenes del medio rural y ayudará a crear empleos en el sector agropastoral. Se buscará alcanzar a los pastores transhumantes
—los nómadas tuaregs— e implicar a las personas con discapacidades en las actividades.

Se hará especial hincapié en las iniciativas de alfabetización y en brindar capacitación interactiva sobre las cuestiones de género y el liderazgo de la mujer. Mediante el proyecto, también se alentará a las instituciones financieras rurales a desarrollar productos adaptados a las necesidades de los agricultores en pequeña escala.

Desde 1980, el FIDA ha invertido USD 350,7 millones en 14 programas y proyectos de desarrollo rural en el Níger, cuyo valor total asciende a casi USD 746,1 millones. Con estos proyectos se han beneficiado directamente más de 1 252 922 hogares rurales.

 

 

Comunicado de prensa n. º: IFAD/30/2020

El FIDA invierte en la población rural y, al empoderar a estas personas, las ayuda a reducir la pobreza, aumentar la seguridad alimentaria, mejorar la nutrición y fortalecer la resiliencia. Desde 1978, hemos destinado cerca de 22  400 millones de dólares de los Estados Unidos en donaciones y préstamos a bajo interés a proyectos que han permitido llegar a alrededor de 512 millones de personas. El FIDA es una institución financiera internacional y una organización especializada de las Naciones Unidas con sede en Roma, donde se encuentra el mecanismo central de las Naciones Unidas para el sector de la alimentación y la agricultura.

Encontrará más información sobre el FIDA en www.ifad.org/es.