Saltar al contenido
X
Asegurando un medio ambiente sostenible y aumentando la resiliencia al cambio climático

Los pequeños agricultores y las personas pobres de las zonas rurales son quienes más se ven afectados por el cambio climático y la degradación de los recursos naturales. Los fenómenos meteorológicos extremos, como las sequías, las tormentas y las inundaciones, ejercen presión sobre los ecosistemas de los que dependen los agricultores, al igual que lo hacen los procesos graduales, como el aumento del nivel del mar y el deshielo de los glaciares.

Las malas cosechas y la muerte del ganado provocan pérdidas económicas y destruyen la seguridad alimentaria de la población rural con una frecuencia cada vez mayor, especialmente en algunas partes del África Subsahariana.

Al mismo tiempo, el rápido aumento de la población mundial exige mayores niveles de producción de alimentos. Para satisfacer las crecientes necesidades del mundo, hará falta duplicar la producción agrícola antes de 2050, reducir los desechos alimentarios y lograr cadenas de valor sostenibles y eficientes.

Los ecosistemas de los que dependen los pequeños agricultores están cada vez más debilitados. El acceso a tierras agrícolas adecuadas está disminuyendo, y los bosques, el suelo y los recursos hídricos están cada vez más restringidos y degradados. 

Muchos agricultores producen en tierras marginales de secano, donde el agua es cada vez más escasa. La contaminación y la sobreexplotación provocan una fuerte disminución de las poblaciones de peces, lo que amenaza las fuentes esenciales de ingresos y nutrición.

Mejorando las prácticas agrícolas y protegiendo el medio ambiente

Los agricultores y pescadores pobres son guardianes de los recursos naturales. Mediante la prestación de asistencia específica, los sectores de la agricultura, la silvicultura y la pesca pueden desempeñar un papel clave en la lucha contra la degradación ambiental y el cambio climático.

Mejorar la gestión de la tierra y la adaptación de las prácticas agrícolas puede ayudar a a reducir la presión sobre el medio ambiente y las emisiones de gases de efecto invernadero. 

Los sistemas agrícolas que adoptan prácticas de intensificación sostenibles pueden aumentar la tolerancia de los cultivos, diversificar la producción y frenar la degradación ambiental.

Intensificación agrícola sostenible

El FIDA promueve un crecimiento agrícola que sea ecológicamente sostenible y se integre en los ecosistemas. Ayudamos a los agricultores y pescadores a ser más resilientes a los efectos del cambio climático.

El Programa de Adaptación para la Agricultura en Pequeña Escala del FIDA es el programa de mayor envergadura a nivel mundial sobre adaptación al cambio climático dirigido a pequeños agricultores. Orientamos recursos financieros destinados al clima y el medio ambiente a fin de ayudar a los pequeños agricultores a reducir la pobreza, mejorar la biodiversidad, aumentar el rendimiento de los cultivos y disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero.

El FIDA también es un organismo de ejecución del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM) y del Fondo Verde para el Clima. Estos son algunos de los principales mecanismos financieros para abordar las cuestiones interrelacionadas de la mitigación de la pobreza, la gestión sostenible de los ecosistemas y la adaptación al cambio climático y su mitigación.

A través de estos programas, el FIDA trabaja con sus asociados para ampliar los enfoques exitosos de la producción agrícola sostenible y las cadenas de valor ecológicas. Estos enfoques fomentan la resiliencia al cambio climático mediante la gestión de sistemas de uso de la tierra que compiten entre sí, al tiempo que reducen la pobreza, mejoran la biodiversidad, aumentan el rendimiento y disminuyen las emisiones de gases de efecto invernadero.

Profundizar

Energías renovables

Más de 2 500 millones de personas dependen de la biomasa, como la leña, el carbón vegetal, los residuos agrícolas y el estiércol animal, para satisfacer sus necesidades energéticas de la preparación de alimentos. En muchos países, estos recursos representan más del 90 % del consumo de energía de los hogares.

Destacados

La lucha contra el impacto climático en Bhután

La base de la economía de esta pequeña nación continental es la agricultura, sector en el que trabaja más del 70 % de la población. En los últimos años, Bhután ha logrado una importante mejora en el nivel de vida de su población, aunque las tasas de pobreza siguen siendo elevadas en la parte oriental del país.

Santo Tomé y Príncipe y el FIDA se asocian para mejorar la nutrición y los ingresos ante el cambio climático

febrero 2020 - NOTICIAS
IFAD today announced support for a new project to increase incomes, improve food and nutrition security and build the resilience of at least 34,800 rural farmers of Sao Tome and Principe, an island country highly affected by climate change.

Mozambique y el FIDA suman fuerzas para hacer frente al cambio climático y aumentar la seguridad alimentaria

febrero 2020 - NOTICIAS

El FIDA ha anunciado hoy su apoyo a un nuevo programa dirigido a aumentar los ingresos, mejorar la seguridad alimentaria y nutricional y fomentar la resiliencia de al menos 902 500 agricultores mozambiqueños de zonas rurales, en uno de los países africanos más afectados por el cambio climático.

Suecia aporta fondos para ayudar a los agricultores a adaptarse al cambio climático

enero 2020 - NOTICIAS
El FIDA anunció hoy que el Gobierno de Suecia ha aportado USD 12 millones, aproximadamente para ayudar a los agricultores rurales a adaptarse a un clima sujeto a cambios constantes y para colaborar en la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero en los países en desarrollo.

Fostering Inclusive and Sustainable Agricultural Value Chains: The role of climate-resilient infrastructures for SMEs

febrero 2020
This study uses examples from the BRACED and ASAP programmes across sub-Saharan Africa, and reviews evidence on initiatives that invest in climate-resilient infrastructure to support smallholder farmer organisations and agri-businesses in the micro, small and medium enterprises (MSMEs) category, and, ultimately, foster inclusive and sustainable agricultural value chains.

Razones para invertir en el FIDA: Invertir en la prosperidad rural, en la alimentación y en la resiliencia para reducir la pobreza y el hambre en un contexto de cambio climático.

febrero 2020

Hoy en día nos encontramos ante una encrucijada decisiva: los progresos históricos realizados en la reducción del hambre se han estancado y se están revirtiendo los logros alcanzados en los últimos decenios. 

Making agricultural and climate risk insurance gender inclusive: How to improve access to insurance for rural women

febrero 2020
IFAD’s technical assistance programme INSURED (Insurance for rural resilience and economic development) has been building knowledge about how to strengthen women producers’ access to climate risk insurance. 

Documentos relacionados

Environment and natural resource management policy

Etiquetas: CLIMA Y MEDIO AMBIENTE
Tipo: Politicas y Estrategias, Politicas

Cambio climático Estrategia

Etiquetas: CLIMA Y MEDIO AMBIENTE
Tipo: Politicas y Estrategias, Estrategia

Asociados


Contáctenos

Para cualquier pregunta, por favor, contacte a Brian J. Thomson,

Knowledge Management and Communication Manager,

+39 0654592282 y teléfono móvil : +39 366 6121101, b.thomson@ifad.org